Contacto:

Contacto:

Evaluación del Expediente técnico aprobado.

Spread the love

En lo relativo al expediente de contratación en el caso de obras se regula según Retamozo (2014) “en el caso de obras, el artículo 10 del RLCE señala que se adjuntará el expediente técnico y, cuando corresponda, la declaratoria de viabilidad conforme al Sistema Nacional de Inversión Pública.

No obstante, tratándose de obras en la modalidad del concurso oferta no se requerirá el expediente técnico, debiéndose anexar el estudio de preinversión y el informe técnico que sustentó la declaratoria de viabilidad, conforme al Sistema Nacional de Inversión Pública.

Para el supuesto de obras en la modalidad de llave en mano, el mismo artículo establece que si estas incluyen la elaboración del expediente técnico, se deberá anexar el estudio de preinversión y el informe técnico que sustentó la declaratoria de viabilidad, conforme al Sistema Nacional de Inversión Pública”.

Para el caso de obras, el artículo 13 de la LCE dispone, además, que “se deberá contar con la disponibilidad física del terreno o lugar donde se ejecutará la misma y con el expediente técnico aprobado”.

Retamozo (2014) “La precisión de la disponibilidad de terreno es importante y se ha agregado teniendo en cuenta el caso de las entidades que sacaron adelante un proceso de selección sin tener garantizado el terreno, lo que significó al final un mayor costo para el Estado”.

Asimismo, se dispone que la entidad “cautelará su adecuada formulación con el fin de asegurar la calidad técnica y reducir al mínimo la necesidad de su reformulación por errores o deficiencias técnicas que repercutan en el proceso de ejecución de obras”. Con esta disposición se busca reducir las controversias en la etapa de ejecución del contrato.

Retamozo (2014) “Ampliando el tema de la disponibilidad del terreno, tenemos que en la Opinión Nº 122-2009/DTN, la Dirección Técnico Normativa, ante la consulta de si la disponibilidad física del terreno o lugar donde se ejecutará la obra, a la que hace referencia el artículo 13 de la LCE ¿se encuentra referida a la posesión del terreno o del lugar donde se desarrollarán las obras?, estableció el criterio siguiente:

“(…) debe entenderse por disponibilidad (…) ‘como la condición o calidad de lo que cabe emplear o adjudicar con libertad’, y por disponible ‘como lo susceptible de libre empleo o atribución’, es decir, aquel bien del que se puede disponer libremente o se encuentra listo para usarse o utilizarse, debiendo entenderse por disponer de un bien no solo a la capacidad de gravarlo o enajenarlo sino a la capacidad de determinar u ordenar lo que debe hacerse u omitirse con dicho bien. / En este punto, corresponde señalar que el mayor o menor poder de decisión sobre las cosas dependerá del derecho que se tenga sobre ellas. / Ahora bien, en relación con la consulta formulada, debemos tener presente que, el artículo 923 del Código Civil, señala que el propietario de un bien cuenta con poder jurídico suficiente para usarlo, disfrutarlo, reivindicarlo y disponer de él, mientras que el artículo 896 del mismo cuerpo normativo indica que el poseedor puede ejercer de hecho uno o más poderes inherentes a la propiedad”.

Retamozo (2014) “Dentro de dicha línea de razonamiento, podemos afirmar que, para contar con disponibilidad física de un bien, no resulta necesario ser su propietario, sino que bastará con que quien pretenda tomar decisiones que lo afecten cuente con poder jurídico que se lo permita. / De todo lo anterior, podemos concluir que aquello que resulta relevante para entender cumplida la obligación prevista en el artículo 13 de la Ley es que la entidad cuente con poder legal suficiente para determinar u ordenar lo que debe hacerse u omitirse con el terreno en el que se ejecutará una obra”.