Reglas básicas de la cadena de custodia

Reglas básicas de la cadena de custodia

Spread the love

a.  Dejar constancia en el acta de diligencia inicial, indicando donde fue encontrada la evidencia, la ubicación exacta, la descripción, su naturaleza; nombre y cargo del funcionario que hace la recolección, fecha y hora de la obtención.

b.  Aplicar los procedimientos de recolección, embalaje, preservación, y rotulación de los elementos materiales de prueba.

c.  Iniciar el proceso de aseguramiento de las evidencias, diligenciando el formato de Cadena de Custodia para cada una de ellas.

d.  Adjuntar a cada una de las evidencias recolectadas el formato de Cadena de Custodia para ser diligenciado en el transcurso del Proceso Penal.

e.  Fijar mediante fotografías, planos y descripción escrita, clara y completa, el sitio exacto de donde recolecta cada una de las evidencias.[1]

f.  Describir cada una de las evidencias.

g.  Al embalar, lo primordial es la conservación de la evidencia. Para la conservación de algunas evidencias, se debe pedir la colaboración del experto según sea el caso.

h.  Tomar  las medidas necesarias para proteger las evidencias de posibles adulteraciones o pérdidas.

i.   Sobre cada uno de los elementos probatorios (documentos, fluidos, sustancias, etc.) recolectados, se debe aplicar la Cadena de Custodia.

j.   Utilizar y llenar en su totalidad el formato de Cadena de Custodia para la entrega o recibo de las evidencias.


Sobre el autor

admin administrator