EFICIENCIA:

EFICIENCIA:

Spread the love

 

«Eficiencia» se define «como la virtud y facultad para lograr un efecto determinado». En Economía se le define como «el empleo de medios en tal forma que satisfagan un máximo  cuantitativo o cualitativo de fines o necesidades humanas. Es también una adecuada relación entre ingresos y gastos».

 

En palabras más aplicadas a nuestras profesiones, consiste en el buen uso de los recursos.  En lograr lo mayor posible con aquello que contamos. Si un grupo humano dispone de un  determinado número de insumos que son utilizados para producir bienes o servicios,  «eficiente» será aquel grupo que logre el mayor número de bienes o servicios utilizando el menor número de insumos que le sea posible. «Eficiente» es quien logra una alta  productividad con relación a los recursos que dispone.

 

Eficiencia se emplea para relacionar los esfuerzos frente a los resultados que se obtengan. A mayores resultados, mayor eficiencia. Si se obtiene mejores resultados con menor gasto de  recursos o menores esfuerzos, se habrá incrementado la eficiencia. Dos factores se utilizan  para medir o evaluar la eficiencia de las personas o empresas: “Costo “y “Tiempo “.

El concepto de «hacer bien las cosas debidas» nos pone en mayor capacidad de entender  con mucha claridad el vocablo de «Eficiencia».

 

«Eficiencia se refiere a la producción de bienes o servicios que la sociedad valora más, al  menor costo social posible». Es el cociente entre los resultados obtenidos y el valor de los  recursos empleados. La eficiencia no es un valor absoluto que se alcanza por sí mismo sino que se determina por comparación con los resultados obtenidos por terceros, quienes actúan  en situaciones semejantes a las que deseamos analizar.

«Eficiencia es alcanzar los objetivos por medio de la elección de alternativas que pueden  suministrar el mayor beneficio».

La eficiencia como categoría económica en la economía política se muestra como la correlación entre la magnitud de los gastos de trabajo muerto y el trabajo vivo añadiendo a la magnitud de los productos obtenidos mediante estos gastos.

La eficiencia económica de la producción social constituye una premisa objetiva del socialismo y al mismo tiempo un factor fundamental para el incremento del la riqueza social,  existiendo un vínculo estrecho entre la categoría eficiencia y la ley económica fundamental  del socialismo que determina el objetivo de la producción socialista encaminada a la plena  satisfacción de las crecientes necesidades de la sociedad.

 

La eficiencia expresa la cualidad de la gestión económica característica de la formación  económica dada. En el Capitalismo el indicador de eficiencia de la producción es como se sabe, la cuota de ganancia, cuyo criterio es la satisfacción de los intereses económicos privado, pero no expresa los intereses económicos de la clase dominante en su conjunto  pues cada capitalista lucha por tener más y vivir mejor que otro de su misma clase. Sin  embargo en el socialismo se lucha por obtener cada vez un mayor crecimiento de la  eficiencia económica, pues la misma responde a los intereses de todas las sociedades, pues ella es la única dueña de los medios de producción y los mayores resultados que se obtengan con el nivel mínimo de los gastos beneficiará a toda la sociedad en su conjunto,  mediante la aplicación de un sistema de leyes propia del socialismo.

Por otra parte por eficiencia se entiende la eficacia de una forma socioeconómica determinada de administración desde el punto de vista del criterio que emana del carácter de  las relaciones de producción, de los gastos que halla que realizar para la obtención del resultado esperado, es decir, la puesta en movimiento de todos los fondos necesarios de  producción para el logro de la máxima satisfacción de las necesidades de la sociedad.

Eficiencia social: Se determina por la medida del nivel de aseguramiento de las necesidades de la sociedad, en los bienes materiales y espirituales y los servicios incluyendo  la creación de las comisiones necesarias para el desarrollo libre multilateral y armónico de  todos los miembros de la sociedad.

Eficiencia económica: Refleja la relación entre los gastos y los resultados que se obtienen;  esta se caracteriza por la magnitud y dinámica de la renta nacional.

Elaborar la eficiencia de la producción significa alcanzar los mayores resultados económicos con los menores gastos de trabajo social, siendo elementos fundamentales para su  elaboración:
1. La utilización de la producción de los adelantos de la ciencia y la técnica.
2. El perfeccionamiento de todo el sistema de planificación y dirección de la economía.
3. El ulterior perfeccionamiento de la estructura de la economía nacional.
4. La elevación de la calidad de la producción.
5. La aceleración de los ritmos de crecimientos de la productividad del trabajo, la disminución de los gastos de materiales por unidad de producción, la utilización  racional de los recursos naturales.

Nosotros consideramos que la eficiencia y la eficacia en general, no sólo redundan en las utilidades de una empresa, sino que contribuyen notablemente a la superación personal,  desarrollo y progreso del individuo, de la sociedad y del país en que vive. En nuestro medio,  quizá no todos comprendamos bien esto y por ello frecuentemente subutilizamos nuestras capacidades.

Del análisis de estos tres indicadores se desprende que no pueden ser considerados ninguno de ellos de forma independiente, ya que cada uno brinda una medición parcial de  los resultados. Es por ello que deben ser considerados como un Sistema de Indicadores que  sirven para medir de forma integral la PRODUCTIVIDAD. INDICADORES ASOCIADOS A LA  PRODUCTIVIDAD Y LA CALIDAD.

Los países industrializados, llamados también desarrollados, se caracterizan por ser eficientes y eficaces. Seguramente éste debe ser su primer mandamiento para mantenerse  en su avanzado y envidiable estado de evolución. Nosotros bien podríamos, al menos, tratar  de seguir su ejemplo.

Sobre el autor

admin administrator